¡Dile no al sudor con estas recetas!

¿Sufres de transpiración? ¿Sudas con mucha frecuencia? Nada de esto es estéticamente bien visto y muchas personas sienten vergüenza por padecer de sudor excesivo porque se nota con facilidad en la ropa. En el mercado existen muchas alternativas de desodorantes que combaten esta condición y el mal olor. Sin embargo, para algunas personas resulta muy costoso adquirir los productos y por ello, hay opciones naturales para prevenir el mal olor.

Dile no al sudor con estas recetas

Uno de los antitranspirantes más comunes y fáciles de preparar en casa está hecho con los siguientes ingredientes: aroma (cualquiera que sea del gusto de la persona), unas ocho cucharadas de aceite de coco virgen y sin refinar, un cuarto de taza de maicena e igual cantidad de bicarbonato de sodio.

El primer paso es fusionar el bicarbonato con la maicena, luego de le agrega el aceite de coco y se baten hasta que se haga una mezcla homogénea. Se agrega en un recipiente y se mete en la nevera hasta que se endurezca. A todo eso, se le une el aroma. Esa pasta se puede aplicar sin problemas en las axilas. Pero eso sí, la advertencia es que no se debe colocar la loción inmediatamente después de afeitar. En todo caso, si se nota alguna reacción desfavorable, se debe suspender el uso y consultar a un experto.

También se puede preparar un antitranspirante con romero y vinagre de manzana. Busca dos cucharadas de romero seco, una taza de agua y vinagre de manzana. Se prepara una infusión con el romero poniendo a hervir las hojas por espacio de 15 minutos. Se deja reposar y al estar frío, se le coloca el vinagre de manzana. ¡Listo! Coloca un poco en las axilas con ayuda de una gasa para esparcir todo el líquido.

Asimismo, una mezcla de bicarbonato de sodio con limón resulta una excelente opción para frenar el sudor y el mal olor. El limón además de detener el hedor, cumple con la función de desmanchar las axilas las cuales suelen ponerse oscuras con el paso del tiempo. Esta loción también puede aplicarse en el resto del cuerpo, no solo en las axilas.

Si tienes a mano salvia, una planta conocida por sus múltiples propiedades, se mezcla con agua y se hace una infusión. Esta bebida se ingiere preferiblemente durante las mañanas en ayunas. Es un té que ayudará a disminuir la sudoración excesiva.

Generalmente, los hombres sudan mucho en especial cuando están en el exterior. No obstante, las mujeres también sufren de este “mal” que causa pena. Pero sin duda, esto puede tratarse de una manera bastante eficaz con tratamientos caseros pero también con cremas y desodorantes comerciales.

No dejes que la situación avance y toma las medidas pertinentes para decirle “stop” a la sudoración y el mal olor. Es muy sencillo. Cada vez que haya dudas, es indispensable buscar la asesoría inmediata de un dermatólogo, especialista o esteticista que ayude con la preparación de las lociones. Ante cualquier reacción adversa, se debe suspender el uso inmediatamente. Mejor es prevenir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *