La osteopatía y sus beneficios para la salud

La osteopatía ofrece un tratamiento poco intrusivo, que ayuda a aliviar el dolor y la rigidez de nuestro cuerpo frente a tratamientos médicos y farmacológicos más intrusivos.

¿Cómo trabaja un osteópata?

El masaje y estiramiento de los tejidos blandos afectados, son algunos de los tratamientos que llevará a cabo un osteópata

Uno de cada cuatro visitas que hacemos al profesional de la osteopatía es para tratar el dolor que afecta a los huesos, músculos, ligamentos, tendones y nervios (dolor músculo – esquelético). La osteopatía,es una terapia iniciada en el siglo 19 por el médico cirujano estadounidense  Dr. Andrew.

La osteopatía

Aliviar dolores de espalda y cuello

Aunque a menudo es considerado como un tratamiento para el dolor lumbar y cervical, la osteopatía puede ayudar a una amplia gama de condiciones, incluyendo:

  • lesión por esfuerzo repetitivo
  • desequilibrios posturales causados por la conducción o la tensión laboral
  • artritis y lesiones deportivas menores

“Las personas mayores de 50 años tienen a menudo un poco de artrosis en la columna vertebral, que puede manifestarse como rigidez, dolor y espasmo agudo ocasional. Los  Osteópatas tienen como objetivo reducir la tensión crónica en los músculos y ligamentos para mejorar la movilidad de la columna vertebral, que a su vez puede hacer que la espalda o el cuello se sienten mucho más aliviados, además de reducir el número de episodios agudos “, Según el  osteópata James Adatia, que ejerce en Brighton and Hove . “La osteopatía también puede ayudar con dolores y molestias asociadas con la osteoporosis, aunque, obviamente, no puede curar la enfermedad en sí misma”

¿Qué sucede en una sesión de osteopatía?

Una consulta inicial suele durar de 45 minutos a una hora y tratamientos posteriores de 30 a 40 minutos. En una primera visita, el osteópata necesitará saber todo sobre el problema que le trajo a su consulta y le preguntará acerca de otras posibles patologías médicas antes de realizar un examen físico. Se le pedirá realizar unos movimientos simples a través de los cuales el osteópata puede observar su postura y la movilidad. También palpará suavemente las articulaciones, los ligamentos y tejidos para detectar cualquier sensibilidad o desequilibrio. Después, él o ella le aplicará el tratamiento utilizando una serie de técnicas diferentes. “Estos incluyen el estiramiento de los tejidos blandos, masaje, algo llamado “técnica de energía muscular” que ayuda a reducir los espasmos musculares. La manipulación de la columna vertebral y otras articulaciones irán dedicadas a reequilibrar el cuerpo y estimular la curación. El tratamiento suele ser bastante suave, pero puede ser un poco más intenso, dependiendo del paciente.

El osteópata puede prescribir ejercicios específicos para ayudar a mantenerse flexible y prevenir que el dolor reaparezca. Además, asesorará sobre el uso de bolsas de hielo y otras formas no invasivas dedicadas a contrarrestar el dolor, mejorar la postura y tratar otros hábitos de vida. Si no puede llegar a una clínica, puede encontrar a un profesional que acuda a su domicilio, aunque esto podría incrementar el precio del servicio.

¿Cuántas sesiones de osteopatía son necesarias?

Lesiones suaves y recintes,  a menudo se pueden aliviar en tan sólo de una a tres sesiones. Otros problemas crónicos pueden tomar más tiempo para corregirse. Por lo general la media del tratamiento suele durar entre tres y seis sesiones, pero a veces son necesarias más. El ejercicio y una dieta saludable también son otros factores que ayudarán al paciente a recuperarse de sus dolencias.

¿Cuánto cuesta la osteopatía?

Normalmente, la sesión puede variar entre 35-55€ en función del problema a tratar, el tiempo empleado por sesión, etc.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *